Coches híbridos: ahorra y reduce emisiones

La preocupación cada vez mayor por el medio ambiente y la guerra de precios del petróleo constante hacen que cada vez seamos más los que soñamos con un coche eléctrico. Sin embargo, la baja autonomía y altos precios hacen que no estén al alcance de cualquier bolsillo. Nada que no puedan solucionar Automóviles Playcar y sus coches híbridos.

Los coches híbridos son una opción intermedia que apoya responsabilidad social al reducir las emisiones y ayuda al ahorro en combustible. Existen varios tipos y la elección del idóneo dependerá del tipo de conducción y el entorno del propietario.

1. Coches microhíbridos.

Son conocidos también bajo el nombre de “híbridos suaves o mild hibrid” pues su pequeño motor eléctrico no se basta por sí solo como impulsor del coche para largas distancias. Se hace uso de él para arrancar el coche y recorrer muy cortas distancias pero su principal función es ayudar al motor de combustión en momentos de estrés y necesidad.

En cualquier vehículo parte de la potencia del motor de combustión se emplea también para generar la electricidad necesaria para mover el compresor del aire acondicionado, la dirección asistida o el navegador. En este caso se delegan todas esas funciones al motor eléctrico, reduciendo en emisiones y ahorrando en combustible.

Este es el caso del SUV compacto de Suzuki. Hablamos del Suzuki S-CROSS 1.4 HYBRID S2 4WD


El motor eléctrico permite al de combustión hacer pequeñas paradas incluso estando el coche en funcionamiento. En los momentos de deceleración y de frenado se recupera la energía para otros usos del coche.

Algunas de las ventajas que este tipo de híbridos suponen en determinadas circunstancias: bonificación del 75% en el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica, exención del pago del Impuesto de Matriculación, reducción del precio del estacionamiento regulado, circulación permitida con restricciones por contaminación, etc

2. Coches híbridos con motores combinados.

En este caso el coche sí consigue funcionar 100% en modo eléctrico. Por ello son conocidos como “full-hybrid.”Además, el uso no un motor no penaliza el funcionamiento del otro.


El motor eléctrico y el de gasolina se van alternando en función de la conducción y la carga. El motor eléctrico toma protagonismo en entornos urbanos mientras que será el motor térmico el que se use en carretera.

Es el caso del Subaru XV 2.0i CVT 4X4 Hybrid Executive Plus con motor gasolina, que desarrolla 150 CV, cambio automática y que consume una media de 7.9 l/100Km y registra unas emisiones de 149 g/Km. Cuenta con el acabado Executive Plus y se trata de SUV Mediano con carrocería de 5 puertas y 3 años de garantía.


Cuenta con baterías autorrecargables ,generan su propia energía cuando ruedan haciendo uso del motor de combustión. Es importante saber que su autonomía es limitada. Sin Embargo, el ahorro en CO2 es notable lo que les otorga el distintivo ECO de la DGT que les permite circular en cualquier restricción por contaminación.

  1. Coches híbridos enchufables

Este tipo de híbridos son el paso previo a la electrificación total del vehículo. En este caso el motor eléctrico le gana la partida al de combustión en casi todos los entornos.


La autonomía es mucho mayor que en los dos casos anteriores. Se sigue alternando el uso de los dos motores pero al ser mucho menor el uso del motor de combustión, el tiempo de autorrecarga del motor eléctrico no es suficiente. Esto hace que sea necesario enchufar el vehículo a una fuente de carga externa.

Es el caso del primer híbrido enchufable de Suzuki, Suzuki Across. Este innovador híbrido enchufable con una autonomía en ciclo eléctrico de hasta 75 km hace que supere los límites de los EV y SUV comunes.


Al tener muchas más autonomía el motor eléctrico se ahorra más en combustible y en emisión de partículas CO2 ahorran más de un 40%.


Es la solución perfecta para los desplazamientos en ciudad. Mientras tanto, la etiqueta CERO les otorga libre acceso y circulación incluso con restricciones por contaminación.

4. Coches híbridos en serie

Los híbridos en serie también cuentan con dos motores como todos los anteriores uno de gasolina y uno eléctrico. Sin embargo, en este caso es el motor de combustión el que predomina en todos los entornos.

Este es el caso del BMW I3 lleno de tecnologías innovadoras que le permiten dominar la vida diaria.


El motor de gasolina sirve como apoyo ya que solo entra en acción cuando se agota la carga del motor eléctrico. Por todo esto, este tipo de vehículos son mucho más respetuosos con el medio ambiente y el ahorro en gasolina es mucho mayor que en cualquiera de los tipos de híbridos anteriores.


Sin embargo, son los más caros de su categoría y suelen requerir un tiempo de carga mucho mayor.

VENTAJAS DE LOS COCHES HÍBRIDOS

  • Ahorro de combustible.
  • Reducción de emisiones.
  • Generan su propia energía reciclada.
  • Su mantenimiento es más barato.
  • Coches muy suaves y silenciosos en su funcionamiento.
  • Y tal vez lo más importante: hablamos de una tecnología muy testada, es decir, fiable. Por ello la garantía del motor eléctrico y sus baterías es muy superior al resto.
avatar
Concesionario multimarca de coches y motocicletas nuevos y de ocasión, con un stock de más de 300 vehículos de ocasión. Contamos con cuatro centros en la provincia de Almería y un centro en Málaga.
¡Sin comentarios aún! Debes comentar primero.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *